Mindfulness: riesgos y contraindicaciones.

  • 6
Mindfulness y psicoterapia: contraindicaciones. JM Psicología, Judit March

Mindfulness: riesgos y contraindicaciones.

Tags : 

 

¿Mindfulness para todos?

Mindfulness o “atención plena” son términos que están de moda, lo podemos ver en los medios de comunicación y en la creciente oferta de cursos y de publicaciones relacionadas con el tema, las escuelas que imparten formación en esta técnica están proliferando a un ritmo acelerado y son cada vez más las personas que aplican la técnica sin tener los conocimientos ni la experiencia necesaria.

Actualmente, sus aplicaciones se extienden a casi todos los campos de la psicología, y aunque pueden resultar intervenciones muy útiles, al mismo tiempo conviene advertir que pueden tener efectos negativos para ciertas personas, existiendo ciertas contraindicaciones para cierta tipología de pacientes. En el presente artículo hablamos sobre la técnica del Midfulness y sobre sus contraindicaciones en el ámbito clínico.

Aplicaciones del Mindfulness.

Mindfulness significa atención plena, es una técnica que requiere que la persona se centre en el momento presente, dirigiendo la atención  hacia la propia conciencia de los «pensamientos, sentimientos y sensaciones corporales que puedan surgir».  Aunque  se trata de una práctica que tiene más de 2.500 años de antigüedad, en Occidente no aparece hasta los años setenta como técnica aplicada al tratamiento de problemas asociados al estrés y el dolor crónico.  Des de entonces la investigación sobre la utilidad real del Mindfulness ha crecido a un ritmo exponencial, poniéndose de moda a partir de la primera década del siglo XXI.

El Mindfulness tal  y como se presenta actualmente representa una técnica útil en el tratamiento de problemas psicopatológicos, tiene múltiples aplicaciones en el campo de la psicoterapia, en ambientes educativos y también en programas de rehabilitación. En el ámbito de la psicoterapia esta técnica puede ser practicada bajo el encuadre de los programas de reducción de estrés y también  bajo el marco de las terapias cognitivas.

Se ha utilizado como técnica terapéutica en el tratamiento de trastornos como la depresión y los trastornos de la conducta alimentaria para reducir las respuestas de ansiedad, depresión y estrés percibido. También se utiliza la técnica del Mindfulness o de la atención plena para exponer a la persona a pensamientos e imágenes que le provocan ansiedad y así poder tomar distancia de esos pensamientos ansiogénicos, con el fin de llevar a la persona a actuar a pesar de estas reacciones aversivas.

El Mindfulness también se está utilizando en programas comunitarios de intervención en adicciones y también en el campo de la educación como técnica para aumentar la capacidad atencional en ambientes de trabajo multitarea.

¿Todos podemos practicar el Mindfulness?

Aunque pueden resultar intervenciones muy útiles en el ámbito clínico, conviene advertir que pueden tener efectos negativos para ciertas personas, existiendo ciertas contraindicaciones para cierta tipología de pacientes. Por ejemplo, las personas con una estructura de personalidad más frágil pueden ser más susceptibles a sufrir diversas complicaciones como producto de la práctica meditativa. También en ciertas personas pueden aparecer reacciones psicológicas adversas.

Un efecto psicológico negativo que está relacionado con la práctica del midfulness en ámbito clínico está relacionado con lo que se ha llamado by-pass espiritual, que consiste en recurrir a la espiritualidad y a sus prácticas para evadir los problemas de la vida cotidiana, auto engañándose o dejando de resolver los propios conflictos que sería más adecuado resolver mediante otros métodos, como un tratamiento psicoterapéutico. Usar la espiritualidad para evitar sentir el dolor y los aspectos negativos de la propia personalidad es una práctica cada vez más común, como intento para no salir de la zona de confort. Nuestra cultura está programada para evitar el dolor, para negarlo o despreciarlo. La supuesta conciencia y el supuesto desarrollo espiritual muchas veces son usadas para evitar el dolor y nuestras verdaderas carencias.

depresion y mindfulness en Barcelona. JM PsicologíaSon diferentes los investigadores (Shapiro, 2002; Epstein, 2007) que refieren en algunos pacientes un aumento de síntomas como la obsesión, dolores musculares, aumento de la rigidez psicológica y una mayor intelectualización como consecuencia de la práctica de la meditación.  Otros autores (Walsh & Roche, 1979) hacen referencia a la disociación de las emociones y a la tensión muscular experimentada por algunos pacientes. Otros efectos negativos pueden ser la excesiva introversión y el aislamiento o ensimismamiento en ciertas personas con trastornos de la personalidad, o la regresión a etapas más infantiles o represión de la sexualidad (Chaudhuri, 1994).

También  algunos pacientes después de la práctica de la técnica han experimentado  intensas reacciones emocionales (sollozar, gritar, “ponerse histéricos”) y también esta documentados casos donde la emergencia de recuerdos infantiles desagradables o incluso traumáticos interfieren de manera negativa en el proceso terapéutico (Myers Owens, 1994). Las reminiscencias narcisistas de etapas infantiles también pueden generar sentimientos de superioridad y grandiosidad u otras fantasías, o sentimientos de vacío por no conseguir llegar a la deseada perfección (Epstein, 1988).

Otros de los efectos adversos de la práctica del mindfulness que han sido documentados (Epstein & Lieff, 1981; McGee, 2008; Walsh & Roche, 1979) es la exacerbación de trastornos mentales o la aparición de alteraciones psicopatológicas en personas que están realizando una práctica intensiva de meditación. Estos efectos podrían ser debidos a una mayor autoconsciencia por la práctica de la auto-observación  y a una reducción de las barreras mentales mediante la relajación que produce la meditación. Estos factores podrían favorecer la emergencia de problemas latentes en la persona que practica meditación y, como consecuencia, desencadenar la aparición de los problemas psicopatológicos.

A veces da la sensación de que el mindfulness se trata de una “técnica mágica” que puede ser aplicada sin esfuerzo y en todos los casos y tipología de pacientes, pero debemos de tener en cuenta de que no es una técnica apta para todos  y que solamente debería ser practicada por profesionales experimentados que dispongan de conocimientos precisos sobre psicopatología clínica.

Es importante tener en cuenta de que no todas las intervenciones y técnicas psicoterapéuticas son aptas para todos los pacientes, también es importante que las personas que lleven a cabo estas técnicas estén formados en salud mental y que hayan realizado una formación rigurosa sobre la técnica con especialistas en la materia que dispongan de una amplia experiencia en el campo de la salud mental.

Judit March

Doctora en Psicología Clínica y de la Salud y Psicoterapeuta.


About Author

Judit March

Dra. en Psicología Clínica y de la Salud. Terapia individual y de pareja.

6 Comments

Elena

noviembre 7, 2016at 1:16 am

Hola, buenas tardes, estuve buscando en google académico las referencias de investigaciones que da en su artículo y solo una coincidía con el tema, las demás era relacionadas con otros temas no relacionados con mindfulness o psicología, por favor, ¿podría poner links directos a las investigaciones?

Saludos,

Saludos

    Judit March

    enero 12, 2019at 10:54 am

    Buenos días Elena, en breve colgaré los links que me pides. Saludos. Judit

Lourdes

noviembre 21, 2017at 1:48 pm

Hola Judith. Gracias por el post. Con todo mi amor y respeto, que no es un ataque por supuesto. Solo hacer un apunte, la técnica Mindfulness no es meditación. Más sería un ejercicio de concentración que otra cosa. La verdadera meditación es el estado justo de “no-mente”, más allá de las sensaciones física, emocionales y mentales; y en su último estadío culmina en la realización del Ser que es estado de “no-dualidad” o vivir en un estado de Unión con el Todo; el cual es muy diferente del estado de dualidad habitual donde hay un yo separado de todo lo demás, como se vive en Minfulness.
Estoy de acuerdo que el Mindfulness es una moda que también debe pasar como otras tantas modas, que está dejando sus consecuencias mas o menos negativas. La primera en hacer pensar que Mindfulness es meditación cuando es una técnica que aborda de forma limitada una perqueñísima particula de nuestro potencial como SER humano.

    Judit March

    enero 12, 2019at 10:45 am

    Gracias por tus aportaciones Lourdes, es cierto que el Mindfulness es mucho más que meditar, Te mando un fuerte abrazo.

Elisa

agosto 6, 2018at 10:25 am

En primer lugar, quiero agradecerle la difusión de estos conocimientos sobre los posibles efectos y contraindicaciones de la práctica del mindfulness. La expansión de esta es vertiginosa y se hace imprescindible una reflexión por los expertos e investigadores también de los inconvenientes o límites de dicha práctica.
En mi caso, como profesora de Educación Secundaria, comprobé que mis estudiantes reciben positivamente la práctica de la relajación, o de la relajación con visualización; a partir de ahí me estoy formando en mindfulness, con el fin de integrarlo en mis clases: familiarizarlos con esta forma de trabajar las emociones, de tomar contacto con uno mismo, de gestionar el estrés, etc.
Teniendo en cuenta sus observaciones, mi pregunta sería si esta integración en el aula puede ser negativa para los estudiantes, considerando la diversidad de perfiles o de situaciones/ problemáticas/ trasfondos en su estructura familiar, entre otros factores. Teniendo presentes sus aportaciones, ¿sería conveniente abordar esta práctica de una forma muy suave, casi como una simple relajación guiada de toma de contacto con el cuerpo, la respiración y poco más?

Muchas gracias.

    Judit March

    enero 12, 2019at 10:43 am

    Gracias Elisa por tus observaciones. Teniendo en cuenta la diversidad de alumnos en el aula, cuando planteamos formatos grupales de intervención creo que debemos de ser cautelosos, como tu bien dices creo que lo más apropiado sería abordarlo como una simple relajación guiada de toma de contacto con el cuerpo sin profundizar en la parte más cognitiva.
    Gracias por tu aportación y por escribirme. Un saludo des de Barcelona.

Leave a Reply

Responsable del tratamiento: Judit March Fuentes. Finalidad: Ofrecer y prestar nuestros servicios y productos. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: Los datos no se cederán a terceros, a menos que lo exija una ley o sea necesario para cumplir con la finalidad del tratamiento. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir datos, así como el resto que se explican en la Política de Privacidad.

centro recomendado por:

Judit March Fuentes - Doctoralia.es
Doctuo
Danos tu opinion sobre
Judit March Fuentes Opinar

¿Quieres pedir cita para una primera visita?¿Necesitas más información?